Iniciar sesión
click para habilitar zoom
Buscando...
No hemos encontrado ningún resultado
abrir mapa
Ver Hoja de ruta Satélite Híbrido Terreno Mi Ubicación Pantalla completa Anterior Siguiente
Resultados de la búsqueda

152- Nueva regulación sobre cotizaciones para los estudiantes en prácticas

enero 5, 2024
| blog
| 0

Para fomentar la equidad y la justicia laboral, el gobierno ha promulgado un real decreto que afecta directamente a las prácticas de los estudiantes y sus cotizaciones. Esta legislación busca mejorar las condiciones para los estudiantes que realizan prácticas y garantizar que reciban una compensación justa por su trabajo. En este blog, hablaremos sobre los aspectos clave de esta nueva medida del gobierno y analizaremos cómo afectará a los estudiantes.

¿Qué cambia con la nueva legislación?

Una de las modificaciones más significativas es la obligatoriedad de la cotización de las prácticas de los estudiantes. Anteriormente, muchos estudiantes realizaban prácticas sin recibir una compensación adecuada, lo que generaba desequilibrios en el acceso a oportunidades laborales. Ahora, las empresas deben garantizar una remuneración justa para los estudiantes en prácticas, contribuyendo así a la construcción de un entorno laboral más equitativo.

Esta nueva actualización presenta, a primera vista, una ventaja para los estudiantes al asegurar que su trabajo durante las prácticas sea valorado económicamente. Esto no solo les proporciona un incentivo financiero, sino que también reconoce su contribución al lugar de trabajo. Además, esta compensación puede aliviar la carga financiera que muchos estudiantes enfrentan durante sus estudios.

Aunque algunas empresas pueden ver la obligatoriedad de la cotización como una carga adicional, también hay beneficios para ellas. Al valorar adecuadamente el trabajo de los estudiantes en prácticas, las empresas pueden atraer y retener talento más calificado. Esto podría mejorar la calidad de las prácticas y fortalecer la relación entre las instituciones educativas y las empresas. Según el real decreto, afectará a estudiantes de grados, máster, doctorado, títulos propios de la universidad y formación profesional.

A pesar de los beneficios, la implementación de la nueva medida plantea también desafíos y desventajas. Algunas pequeñas empresas pueden enfrentar dificultades financieras para cumplir con los requisitos de cotización, lo que podría limitar las oportunidades de prácticas para los estudiantes. Además, habrá que ver quien soporta esta carga financiera pues en los entes público aún se desconoce quién acabará soportándola, si las propias universidades, que están en contra de esta nueva reforma, o la empresa pública. En muchas situaciones habrá que remitirse a los convenios firmados entre ambos entes por lo que no en todos los casos se hará todo de la misma forma.

En términos administrativos, estas nuevas altas por cotización de prácticas remuneradas o no, supondría, según ciertos colectivos, un importante colapso en la administración lo que perjudicaría considerablemente sus servicios. Además, existen muchas dudas “técnicas” sobre cómo se conseguiría llevar esto a cabo de una forma eficiente.

Estas medidas no solo abordan la cuestión de la cotización, sino que también sientan las bases para una discusión más amplia sobre la calidad y el propósito de las prácticas de los estudiantes. A medida que avanzamos, es importante considerar cómo podemos mejorar continuamente este sistema para brindar experiencias valiosas a los estudiantes, al tiempo que satisfacemos las necesidades de las empresas. Sin embargo, debemos ser conscientes de los riesgos que puede suponer para la pequeñas y medianas organizaciones cuya oferta de trabajo se vea reducida de forma drástica para poder evitar costes no asumibles por ellas y para las propias universidades donde muchas se niegan a asumir dicha carga social.

En conclusión, debemos esperar a ver cómo se suceden los acontecimientos en este tema, donde vemos que el claro beneficiado es el estudiante que verá recompensado su trabajo de prácticas, remunerado o no, en sus cotizaciones de la seguridad social, pero a costa de los entes privados o públicos que podrían ver repercutida de forma negativa esta situación. Como siempre nos encontramos con un dilema sobre si puede ser peor el remedio que la enfermedad.

Si necesitas más información al respecto o tienes preguntas sobre este tema, ponte en contacto con nosotros en contacto@cuvi.es o responde a este BLOG abajo en los comentarios.

Deja una respuesta

Contactar

Comparar propiedades